"VENEZUELA SE RESPETA"

domingo, 23 de diciembre de 2012

Apuntes en 5 Tiempos: Revolución Bolivariana



Frente de Comunicadores Revolucionarios SXXI / Apuntes en 5 Tiempos
“O revolución socialista o caricatura de revolución”. Che Guevara
 “Yo les pido. El que se registre como militante o futuro militante del partido socialista, hágase una pregunta primero: ¿De verdad yo soy socialista? ¿de verdad estoy dispuesto a dar hasta mi vida; a abandonar todos los bienes materiales; a desprenderme de mí mismo y de mis intereses por construir un partido socialista que promulgue la ideología bolivariana, revolucionaria y la transformación del país en un nuevo modelo económico de propiedad social, dándole prioridad al trabajo sobre el capital? “Pregúntese ¿en verdad yo quiero luchar a muerte contra la corrupción, el burocratismo? ¿En verdad yo me siento venezolano y bolivariano hasta la médula? ¿De verdad yo soy un revolucionario? Hugo Chávez (2007)

“La Revolución Bolivariana nació al calor del combate con una clase media, un empresariado y una oligarquía que están fuertemente intoxicados por la ideología imperialista del “american way of life” y del anticomunismo irracional inducidos por la propaganda del Imperio”. Mario Sanoja Obediente


“El gran aporte de esta Revolución Bolivariana y del comandante Chávez, es, sin duda, haber puesto en la primera línea de la batalla política la posibilidad y la necesidad del Socialismo. Hoy, por primera vez en la historia nuestra, la batalla se plantea, verdaderamente, entre Socialismo y restauración capitalista”. Antonio Aponte

La Revolución Bolivariana toma de la historicidad nacional, latinoamericana y caribeña, diversos acervos que le son propios. Pertinencia histórica y social inspirada en los próceres independentistas: Bolívar, Rodríguez, Miranda, Zamora, entre tantos otros. No en balde el árbol de las tres raíces constituye el pivote ideario de la acción patriótica del MBR200. Pero la revolución se nutre de un recorrido todavía mayor. Su epicentro se ubica en las referencias primigenias de la organización social de los primeros pobladores de estas tierras, en los bolsones de resistencia cultural, las expresiones libertarias de los próceres independentistas, las gestas cimarronas, negroides, pasando por las experiencias de asentamiento de la democracia, las luchas guerrilleras, las expresiones callejeras de la muchedumbre, las insurrecciones de militares patriotas, la irrupción del triunfo electoral de Hugo Chávez Frías, la consecuente instauración del proceso constituyente, las novedosas experiencias participativas y protagónicas, los ejercicios de gobierno local y popular, hasta la edificación de la nueva institucionalidad revolucionaria que hoy día se sustenta sobre las bases del pueblo soberano.

Todo este acumulado pone en evidencia que la revolución está en gestación y nos conduce a afirmar que se sucederán nuevos cursos de acción, nuevos capítulos y desenlaces. De allí la importancia de fijar y consensuar en términos precisos los objetivos colectivos que impone el proceso.

Las principales transformaciones revolucionarias se muestran en: la esfera político-jurídica, donde se controlan las palancas esenciales del Estado y se cuenta con una Constitución que fundamenta y consagra la integridad e independencia nacional, la soberanía popular y la democracia participativa; la esfera social, donde los formidables programas denominados “misiones” están cambiando aceleradamente la fisonomía de nuestro pueblo y preparan un salto cualitativo en las decisivas áreas del conocimiento, la salud, el trabajo, la alimentación y la vivienda; la esfera económica donde la recuperación de PDVSA para Venezuela es el elemento clave para impulsar los procesos productivos, la economía cooperativa, la empresa micro, pequeña y media, hacia el establecimiento de un sistema mixto regulado y protegido por el Estado, generador de empleo y de valor agregado, sustentable, humanista y autogestionario; la esfera internacional  se han puesto en marcha para Latinoamérica, y con resonancias planetarias, las grandes ideas, entroncadas al pensamiento de los libertadores, de pluralidad mundial, democracia participativa e integración regional basada en los gobiernos patriotas y en los pueblos y enfocada a los diversos ámbitos de la vida social.

Al influjo del liderazgo del camarada-Presidente Chávez, el pueblo ha dado saltos de conciencia y organización de magnitud tal, que lo han capacitado para resolver casi solo tareas complejas que habrían requerido la presencia de una vanguardia política. La democracia participativa y protagónica es el núcleo vivo del proceso, es en sí misma la revolución. Es el pueblo sobre la base del crecimiento consciente de su unidad interna y la unidad cívico-militar, ejerciendo su poder y llevando a cabo las tareas históricas planteadas. La esencia de la revolución en marcha es el rescate de la independencia nacional y la construcción de una sociedad socialista.

Reflexión necesaria:

Fases de la Revolución Bolivariana
El proceso político bolivariano y revolucionario se puede describir siguiendo las siguientes fases: desde el punto de vista doctrinario la revolución Bolivariana irrumpe con la propuesta del Árbol de las tres raíces. La primera gran victoria fue la del 6 de diciembre de 1998, fecha en la que la Revolución Bolivariana "comenzó a escribir una nueva etapa" en la historia de Venezuela. El 19 de abril de 1999 el Presidente Chávez puntualiza que la “Ideología de la Revolución Bolivariana es el Bolivarianismo Revolucionario, Bolivarianismo para este tiempo”. Luego, el 25 de abril de 1999, la victoria vino tras la realización del referéndum consultivo en el que por abrumadora mayoría se aprobó la convocatoria de la Asamblea Nacional Constituyente. Posteriormente, en julio de ese mismo año (1999), la revolución Bolivariana se anota otra victoria tras la celebración de las elecciones a la Asamblea Nacional Constituyente, que fueron ganadas por el Polo Patriótico, coalición que apoyaba al Presidente Chávez y que consigue hacerse con 122 de los 128 escaños elegibles de la Asamblea. La cuarta victoria de la Revolución llega meses después, exactamente el 15 de diciembre de 1999, día en el que la Constitución Bolivariana de Venezuela, redactada por los integrantes de la Asamblea Nacional Constituyente, fue aprobada por el pueblo tras ser sometida a referéndum popular. El pueblo mayoritariamente aprobó la Constitución Bolivariana, que constituye el programa básico de la Revolución Venezolana en la presente etapa. En el plano electoral, en el mes de julio del año 2000 la Revolución Bolivariana alcanza "varias grandes victorias en una". Hugo Chávez resulta vencedor en las elecciones a la Presidencia, el Movimiento Quinta República (MVR) obtiene la mayoría de los escaños de la Asamblea Nacional y en varios estados del país los candidatos bolivarianos ganan las elecciones a Gobernadores. El mes de abril del año 2002 también fue victorioso para la Revolución. El día 13 el pueblo venezolano salió a las calles para barrer a la oposición que el 11 decidió "lanzar un movimiento golpista" para derrocar al Presidente Chávez.

Luego, en diciembre de ese mismo año, la Revolución enfrentó el "paro terrorista, petrolero, económico" puesto en marcha por los líderes de la oposición y lo derrotó sumando otra "gran victoria" al Proceso Bolivariano. Durante el año 2003 la Revolución ha seguido cosechando victorias. En el mes de enero el Tribunal Supremo de Justicia anuló el referéndum consultivo que la oposición pretendía realizar el 2 de febrero con el fin de solicitarle al presidente Hugo Chávez su renuncia voluntaria. A partir del referendo revocatorio del 15 de agosto de 2004, el Presidente Chávez declara que la Revolución Bolivariana ha entrado en su fase antiimperialista. En reunión de Alto Nivel, con gobernadores y alcaldes, celebrada los días 12 y 13 de noviembre de 2004, el Presidente Chávez destacó que hay que trascender el capitalismo. El 27 de febrero de 2005 Chávez hace el llamado a debatir sobre el Socialismo del Siglo XXI. El 17 de agosto de 2005 el Presidente Chávez, en el marco del XVI Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes, señaló: “En Venezuela el proyecto bolivariano es la corriente del pensamiento que sirve de base para erigir la ideología marxista”. Víctor Ramírez  (2006). Pensamiento y Acción en el Socialismo del XXI.
 


Imprimir artículo