"VENEZUELA SE RESPETA"

sábado, 19 de enero de 2013

Apuntes en 5 Tiempos - Marxismo



Por: Frente de Comunicadores Revolucionarios SXXI / FRENCOR SXXI
“Con el marxismo, el hombre deja de ser esclavo e instrumento del medio y se convierte en arquitecto de su propio destino”. Che Guevara (1960)

“Para el futuro previsible, tendremos que defender a Marx y el marxismo dentro y fuera de la historia, contra aquellos que lo atacan con bases políticas e ideológicas. Al hacerlo defenderemos también la historia, y la capacidad del hombre para comprender cómo el mundo ha llegado a ser lo que es, y cómo el hombre puede avanzar hacia un futuro mejor”. Eric Hobsbawm (1983) citado en Renán Vega Cantor

“El marxismo, en tanto concepción del mundo de los trabajadores y del proyecto socialista, inaugura en el plano teórico una nueva época en la historia”. Néstor Kohan

El marxismo es una teoría crítica de la sociedad capitalista que promueve en todo el mundo una práctica política de emancipación, rebeldía, resistencia, liberación y revolución. Presupone una concepción del mundo y de la vida, de la historia y del sujeto, expresada desde el punto de vista de los oprimidos y los explotados. Como teoría crítica constituye un saber abierto. Es científica, filosófica, ideológica, ética y política al mismo tiempo.


El marxismo sería entonces el fundamento racional del socialismo en un sentido esencial: en cuanto descubre lo posible-y lo imposible- en la propia realidad. ¿Qué es El Capital  de Marx sino el descubrimiento de la posibilidad inscrita en el capitalismo? Pero también de la imposibilidad que el sistema engendra: imposibilidad de que pueda desarrollarse sin convertirse en un límite insalvable al desenvolvimiento pleno y libre de los individuos. El capitalismo ha evolucionado después de Marx invalidando algunas de sus tesis, pero la contradicción fundamental que él descubre entre el desarrollo del capitalismo y los intereses fundamentales de los individuos y de la sociedad, no ha hecho más que ahondarse. Es imposible que la libertad verdadera de los individuos, la paz y la igualdad entre los hombres y los pueblos, puedan florecer bajo el capitalismo.


Reflexión necesaria:

El marxismo sólo tiene sentido en su relación con el socialismo. No puede reducirse por ello a un paradigma teórico. Y no sólo porque responde a una idea o a un objetivo que es una vieja aspiración de la humanidad, sino también porque es un proyecto de transformación práctica. Pero lo que distingue de otras doctrinas socialistas como las utópicas es haber fundamentado racionalmente la posibilidad (no la inevitabilidad) de la realización de ese objetivo. Ciertamente, descubrir es posibilidad, requiere conocer y criticar la realidad social en la que se forja esa posibilidad. Y en este sentido no sólo es interpretación, crítica o conocimiento de lo que es, sino anticipación, descubrimiento de las condiciones necesarias para que lo que no es todavía llegue a ser.

El marxismo no se limita, por tanto, a una interpretación del mundo, aunque en verdad lo es. Al dar conciencia de esa posibilidad y de las condiciones-objetivas y subjetivas- necesarias para realizarla, adquiere como teoría una fuerza práctica en la transformación de lo existente hacia el socialismo. En suma, el marxismo sólo existe por y para el socialismo, pero éste a su vez necesita del marxismo.

Solo hay marxismo por y para el socialismo, y a su vez el socialismo vivirá y se afirmará si se nutre en marxismo. Pero esto no significa en modo alguno que el marxismo sea su único elemento fecundante, o el único cuerpo de ideas que puede inspirar los esfuerzos teóricos y prácticos para llegar al socialismo. En América Latina es bien conocida la participación de creyentes católicos en los movimientos revolucionarios y los marxistas estiman en todo su valor las aportaciones teóricas y prácticas de la teología de la liberación y de los cristianos por el socialismo. Sin ser marxistas otras corrientes de signo libertario contribuyen así mismo a los procesos de liberación que conducen a una sociedad más justa. Finalmente, aunque sin definirse como marxistas pero si con una clara posición anti-capitalista, los movimientos sociales de nuestros días-ecologistas, pacifistas, feministas y, en general, de liberación sexual-contribuyen también a ampliar y enriquecer las vías que llevan al socialismo. En suma, no se puede pensar hoy en un socialismo a espaldas del marxismo, pero tampoco de un marxismo que monopolice el torrente de esfuerzos necesarios para llegar al socialismo.

Attac (2008). Primer Diccionario Altermundista. Buenos Aires, Argentina. Capital Intelectual. S.A.

Recomendamos la lectura de algunas de las siguientes obras de Marx, Engels, Lenin y Trotsky:
P  El manifiesto Comunista
P  Crítica del Programa de Gotha
P  La guerra civil en Francia
P  Orígenes de la familia, la propiedad privada y el Estado
P  El Estado y la revolución
P  Qué es el marxismo
P  Contribución a la crítica de la economía política
P  El papel del trabajo en la transformación del mono en hombre
P  La ideología alemana
P  Del socialismo utópico al socialismo científico
P  El 18 Brumario de Luís Bonaparte
 

Imprimir artículo