"EL ESEQUIBO ES DE VENEZUELA"

sábado, 15 de marzo de 2014

Imposición simbólica burguesa (Apuntes en 5 Tiempos)

Frente de Comunicadores Revolucionarios SXXI
“Hemos sido infestado por los valores objetivos y subjetivos del capitalismo. Los símbolos que históricamente contribuyeron a sar sentido al tejido de las relaciones sociales, están hoy sometidos a la lógica simbólica del mercado burgués y a sus reglas de clase. Los símbolos de la burguesía buscan meterse en todos los rincones de la vida diaria, en tiempo y en el espacio, tratan de imponernos su visión y cosmovisión, su agenda y sus necesidades de clase para dejar su huella en todo lo que vemos, en la manera en que comprendemos la vida, los amores, los sueños…casi nada queda intacto”.

“La imposición simbólica burguesa trata de influir en nuestra comprensión del pasado, del presente y del futuro. Nos presenta un desafío central basado en oponerle una praxis metodológica armada de crítica, conciencia clara y capacidad de planeación con acciones directas. La guerra simbólica burguesa es un invento para la sumisión del imaginario colectivo, la cultura misma bajo la “razón” del hambre, de la explotación, de la humillación y de la muerte. Esta guerra simbólica burguesa busca, también, matar la memoria rebelde de los pueblos. Sus fechas y sus nombres, sus formas de ser, de actuar, de pensar y de creer en el pasado y en el presente. Cancelar a toda costa el destino revolucionario del mundo y degenerar el momento de ascenso que estamos construyendo”.

“Están dispuestos a sostener esta guerra simbólica a cualquier precio porque, bajo la influencia del capitalismo, planean sumergir en una borrachera amnésica a mansalva la historia de las mejores luchas en el ascenso humano”. Fernando Buen Abad Domínguez (2009)

Reflexión necesaria (y urgente)
“Así se comienza a dar acceso a extensos sectores de la población que se han mantenido prisioneros de una televisión privada, de mala calidad, sin ética ni moral, que se ha erigido como dictador virtual, como productor virtual de la realidad y de las matrices de opinión imperante. Imperialismo mediático que hace que todas las noches, cientos de miles de conciencias se anulen, convirtiéndose en productores de ruidos, entropía. Esto es y ha sido cultura de muerte”. Miguel Posani


Imprimir artículo