"VENEZUELA SE RESPETA"

sábado, 3 de mayo de 2014

Campos petroleros (Apuntes en 5 Tiempos)

Frente de Comunicadores Revolucionarios XXI
Los primeros campamentos o centros de operaciones regionales de las compañías extranjeras, explotadoras de hidrocarburos nacionales, se instalan en el occidente del país. Surgen con el nombre de campos petroleros en el Estado Zulia principalmente poblados por campesinos pobres de la zona, peones que huyen de las haciendas vecinas y grupos de indios guajiros sin trabajo. Actores, sin saberlo, en un proceso de cambio de mayor complejidad que el de adaptación de grupos humanos de culturas rurales a condiciones de vida urbana.

La dinámica y los rasgos culturales de los campos petroleros se diferencian de los que caracterizan a los denominados centros urbanizados de población. En aquéllos funcionan agrupamientos sociales que se distinguen unos de otros por los niveles y estilos de vida. El campo petrolero no se identifica con la organización y las autoridades político-administrativas existentes en el territorio donde está enclavado (Estado, Distrito, Municipio, Caserío), pero se vincula. En su actividad cotidiana elementos de culturas distintas en contacto se oponen y al mismo tiempo tienden a interpenetrarse.

Las personas que lo habitan pertenecen al campo petrolero y actúan de acuerdo con normas de conducta propias que se aplican constantemente. Se les crean modos de participar y creencias que contribuyen al mantenimiento del orden y la estabilidad del campo; el poder de los que mandan tiene expresión en composturas y formas definidas de ejercer la autoridad. En sentido general, la comunidad del campo petrolero puede ser tenida como una institución: una institución colonialista.

Reflexión necesaria:

Extensión de terreno en cuyo subsuelo existen yacimientos de gas y/o petróleo y sobre el cual están asentados los pozos e instalaciones auxiliares conexas para manejar la producción de petróleo o gas.

Los campos campos petroleros eran una especie de pequeños estados dentro del Estado-en los que regían las leyes que despóticos superintendentes elaboraban y hacían cumplir con sus propias policías represivas o ‘guardias blancas’

“Hasta 1936, los ‘campos petroleros’ fueron bateyes cercados con resistentes alambradas y en los que sólo podían vivir y estar los empleados y obreros de las Compañías, a los que se les proveía de un salvoconducto que debían presentar en la puerta de entrada. Un policía especial de cada Compañía-las guardias blancas-, vigilaba la observancia  de las ordenanzas, y reglamentos que dictaban los directivos de las Compañías. Esos “campos”, por no regir en ellos las leyes venezolanas, eran unos pequeños estados dentro del Estado, donde los venezolanos eran discriminados, atropellados y vejados. No se permitía el establecimiento de pequeños comercios, ni el ejercicio de oficio y profesiones, como tampoco buhoneros. El tráfico por caminos y carreteras que comunicaban entre sí a los campos con las ciudades, por ser considerados propiedad de las Compañías, estaba prohibido a toda clase de vehículos que no fueran los de las Compañías o funcionarios públicos. En torno a esos “campos” o en sus cercanías, se asentaba la población forastera, la que para subsistir apelaba a toda clase de actividades legales  e ilegales y se cobijaba en ranchos, con carencia absoluta de asistencia sanitaria y cultural. Esos primeros hacimientos se transformaron con el tiempo en pueblos chicos y grandes”. Salvador de la Plaza

Recomendamos la lectura de:
Plaza, Salvador de la. (2008) Breve historia del petróleo en Venezuela. Caracas, Venezuela.Colección Ideas Claves. Ministerio del Poder Popular del Despacho de la Presidencia.

Plaza, Salvador de la. (1996) Petróleo y Soberanía Nacional. Los escritos sobre petróleo. 1925-1970. Ed. Mailer Mattié y Dorotea Melchor. Mérida (ULA), Venezuela. Consejo de Desarrollo Científico Humanístico y Tecnológico. Consejo de Publicaciones.
Imprimir artículo